Loading
Area para el cunsumidor
FICHA TECNICA
GLEMAZ

NOMBRE:

GLEMAZ

ACCIÓN TERAPÉUTICA:

Hipoglicemiante oral.

FÓRMULA:

Cada comprimido triranurado contiene: Glimepirida 4 mg.

GLEMAZ

INDICACIONES:

Tratamiento de la Diabetes Mellitus tipo 2, sólo o asociado a otros hipoglicemiantes orales o insulina.

POSOLOGÍA:

Dosis usual: 1mg (1/4 de comprimido) una vez por día.
Se puede incrementar la dosis de acuerdo a la respuesta terapéutica.
Dosis máxima 6 mg.

EFECTOS COLATERALES:

Pueden producirse como consecuencia de la acción hipoglucemiante de Glemaz. Los síntomas de hipoglucemia pueden incluir cefalea, hambre voraz, náuseas, vómitos, fatiga, somnolencia, alteraciones del sueño, intranquilidad, agresividad, desconcentración, disminución de la reactividad y el estado de alerta, depresión, confusión, trastornos del habla, afasia, trastornos visuales, temblor, paresia, trastornos sensoriales, mareos, debilidad, descontrol, delirio, convulsiones cerebrales, pérdida del conocimiento, coma, respiración superficial, bradicardia. También pueden presentarse signos de contrarregulación adrenérgica, como sudoración, piel húmeda, ansiedad, taquicardia, hipertensión, palpitaciones, angor, arritmias cardíacas. Un severo ataque de hipoglucemia puede ser semejante a un ictus. Los síntomas hipoglucémicos desaparecen al normalizar el nivel de la glucemia.

Visión: Puede haber una pasajera perturbación visual al iniciar el tratamiento.

Aparato digestivo: En ocasiones, puede haber náuseas, vómitos, sensación de plenitud gástrica, dolor abdominal, diarrea. En casos aislados, las sulfonilureas pueden causar insuficiencia hepática y hepatitis.

Sangre: En casos aislados puede haber trombocitopenia, leucopenia, anemia hemolítica, granulocitopenia, agranulocitosis, pancitopenia.

Hipersensibilidad: En ocasiones, puede producir urticaria, exantema, prurito. Pero estas reacciones leves pueden transformarse en graves (aún con riesgo de vida), con disnea, hipotensión, incluso hasta shock. Notificar rápidamente al médico en casos de reacción alérgica.

Otros: Hiponatremia, vasculitis alérgica, fotosensibilidad. Al comienzo del tratamiento o al modificar el mismo, el paciente puede ver comprometida su capacidad de reacción ante situaciones tales como conducir vehículos u operar maquinarias.

PRECAUCIONES:

La administración de Glemaz debe complementarse con un régimen dietético adecuado, ejercicio físico regular y si
fuese necesario, disminución del peso corporal. Durante las primeras semanas de tratamiento está acrecentado el riesgo de hipoglucemia, razón por la que debe ejercerse un cuidadoso control. La hipoglucemia puede ser favorecida por:
a) falta de cooperación del paciente (ancianos, en particular).
b) alimentación incorrecta o irregular.
c) transgresiones dietarias.
d) desequilibrio entre la actividad física y la ingesta de carbohidratos.
e) ingestión de alcohol no asociada con comidas.
f) insuficiencia renal y /o hepática.
g) disfunciones endocrinas, como alteraciones tiroideas, insuficiencia hipofisiaria corticoadrenal.
h) sobredosis de Glemaz.
i) otras medicaciones administradas concomitantemente.
Estas condiciones deben ser informadas al médico, así como las crisis hipoglucémicas, porque puede requerirse un monitoreo especial. La presencia de estos factores de riesgo hipoglucémico, la presentación de una enfermedad intercurrente o una modificación en la forma de vida del paciente, puede obligar a un ajuste de dosis o a un replanteo terapéutico total. Las manifestaciones hipoglucémicas pueden ser leves o no existir cuando la hipoglucemia evoluciona gradualmente en los ancianos, en la neuropatía autónoma o en casos de tratamiento simultáneo con beta - bloqueantes, clonidina, reserpina, guanetidina u otros fármacos simpaticolíticos. Casi siempre es posible controlar rápidamente la hipoglucemia con la inmediata ingestión de hidratos de carbono (glucosa o azúcar, jugos de fruta o té azucarados), por lo que el paciente siempre tendrá consigo por lo menos 20 g de glucosa. Los edulcorantes artificiales no sirven en la emergencia. Aunque el cuadro hipoglucémico haya sido controlado, puede reiterarse posteriormente, por lo que el paciente será rigurosamente vigilado. Si el cuadro es severo, el tratamiento debe ser inmediato, con seguimiento médico y aún, internación. En cincunstancias especiales (traumatismos, cirugía, infecciones febriles), la regulación de la glucemia puede deteriorase, en tal caso, puede requerirse el reemplazo transitorio de Glemaz por insulina para mantener un adecuado control metabólico.
Embarazo y lactancia: El producto no se administrará durante el embarazo ya que es riesgoso para el niño. Durante el embarazo sustituir Glemaz por insulina. Tampoco se administrará el producto durante la lactancia; o se lo reemplaza por insulina o se interrumpe la lactancia.

CONTRAINDICACIONES:

Diabetes mellitus insulinodependiente (tipo 1). Cetoacidosis diabética, Precoma o coma diab??tico, Hipersensibilidad conocida a la GLIMEPIRIDA, otras sulfonilureas, o alguno de los componentes del producto, Embarazo y lactancia.
En caso de severo deterioro de las funciones renal o hepática, está indicada la sustitución de Glemaz por insulina para un óptimo control metabólico.

PRESENTACIONES:

Estuche conteniendo 15 comprimidos.

Mapa